MANIFESTACIÓN POR LA III REPÚBLICA.

Manifestación  6 Diciembre  a las 12 h Cibeles Sol 

 
  • Por la III República
  • No al Régimen del 78
  • No a la Constitución monárquica unnamed
Anuncios

PAN, TRABAJO, TECHO Y DIGNIDAD.

LA JUVENTUD A LA OFENSIVA.

Un 50% de paro. Recortes en becas y subida de tasas universitarias. Una reforma educativa dictada al servicio de los mercados y que pretende prohibirnos el futuro. Una emigración masiva en busca del curro precario que nos permita vivir. La imposibilidad de acceder a una vivienda, negándonos la capacidad de construir un proyecto de vida propio. La juventud somos uno de los sectores más castigados por el sistema capitalista. Paro y precariedad han sido nuestras crisis permanentes. A este panorama social debemos añadir que somos el principal foco de atención de la represión del Estado que intenta impedir nuestra auto-organización y así allanar el camino a un futuro que tiene en la explotación y la precariedad los ejes fundamentales de vida. Las jóvenes, sin embargo, nunca nos hemos resignado. Le plantamos cara a Wert y a su LOMCE. Paralizamos las Universidades en todo el Estado contra Bolonia y contra el 3+2. Les dijimos que no les teníamos miedo en el 15-M y en los Rodea el Congreso. Participamos en la derrota de Gallardón y estamos presentes en la lucha contra la LGTBIfobia. Hace poco fuimos las jóvenes quienes exigimos un Madrid para Todas y las que colgamos los cascos por un convenio digno. También compartimos lucha con cientos de miles de compañeras aquél 22 de marzo en Madrid. Esas luchas, aunque exitosas, dejaron decenas de jóvenes imputadas y sancionadas con el claro objetivo de generar desmovilización. No solo no nos quedamos en casa sino que frente a su represión construimos redes de solidaridad de cara a defender a nuestras compañeras de sus agresiones. El 3 de diciembre volvemos a las calles. Somos conscientes de que la lucha es el único camino para conseguir pan, trabajo, techo, dignidad y amnistía. La juventud no nos resignamos a ser sujetos pasivos en esta lucha, sino que salimos a la ofensiva.

unnamed-2

¡¡ RAQUEL ABSOLUCIÓN !!

STOP MONTAJES POLICIALES.

¡RAQUEL ABSOLUCIÓN!

Las Marchas del 22M fueron históricas para los movimientos sociales del Estado Español. Miles y miles de personas nos juntamos teniendo claro nuestro derecho a exigir una vida digna. Pero también estas personas vivimos una represión policial totalmente arbitraria y desproporcionada.

En estas marchas se encontraba nuestra compañera Raquel. Al finalizar la movilización se dirigía al autobús con otrxs compañerxs cuando se vió envuelta en una de estas cargas policiales en Puerta de Alcalá. En seguida fue detenida por varios agentes de la policía que la tiraron al suelo y se la llevaron a la comisaría de Moratalaz. Pasó 72 horas incomunicada y en situaciones degradantes.

Después de estos años, le ha llegado a nuestra compañera una petición de cárcel de 4 años, acusada de haber atentado contra la policía y de haber apedreado una embajada. Raquel cuenta con testigos presenciales que desmienten estas acusaciones y que ponen en manifiesto que es una víctima más de un montaje policial que tiene el claro fin de parar los movimientos sociales, de parar la lucha en la calle.

 

Desde las Marchas pedimos la absolución total de nuestra compañera. Y queremos dejar claro una vez más que con SU REPRESIÓN, NO PODRÁN. Nosotras sabemos donde tenemos que estar y es en la calle, luchando, codo a codo por nuestros derechos.

 

Por esto mismo, convocamos una concentración de apoyo a Raquel el Viernes 25 en los juzgados de Julián Camarillo a las 11:00 mientras se celebra su juicio.

 

Hagamos que nos vean y que nos escuchen:

 

RAQUEL ABSOLUCIÓN. STOP MONTAJES POLICIALESmarchas

LIBERTAD PRESXS POR LUCHAR.

EL 3 DE DICIEMBRE VOLVEMOS A LAS CALLES.

El 22 de marzo de 2014 miles de personas que llegaban de todas partes del Estado Español llenaron las calles de Madrid exigiendo PAN, TRABAJO, TECHO Y DIGNIDAD. La clase obrera tuvo claro cuál era su lugar: las calles, la lucha, la unidad. Una movilización totalmente masiva que cuando la cabecera avanzaba por Cibeles, el Paseo de Recoletos y la Plaza de Colon estaban completamente llenos y aún la cola de la manifestación no se había movido de Atocha. Un día lleno de orgullo y grandes acogidas cuando las diferentes columnas iban llegando a Madrid. Unos momentos que demostraron una vez más cómo el mantenimiento del régimen del 78 cada vez es más inestable.

Pero como cualquier peligro que advierte el régimen, la respuesta fue clara: represión. Todas ya conocemos como terminó aquél día en el que las cargas policiales comenzaron cuando aún sonaba la Solfónica en la Plaza de Colón. La brutalidad de las cargas, a pesar de los reclamos que se hacían desde la megafonía para que parasen, no censaron y llegaron desde Colon a Paseo de Recoletos, lleno de familias, mayores y jóvenes.

¿Qué sucedió en esas cargas? Que la actuación policial dirigida de forma indiscriminada y brutal contra el conjunto de manifestantes dejó un saldo de lesionadxs y detenidxs realmente altos: 108 personas fueron atendidas por los servicios sanitarios con heridas de gravedad (una de ellas perdió un testículo por una pelota de goma y otro estuvo a punto de perder un ojo) y 21 personas fueron detenidas, 2 de ellas menores de edad. Una persona más fue detenida el 23 de marzo tras la concentración de Madrid reclamando la libertad de los detenidos. Gran parte de ellas sufrieron lesiones durante la detención. Y dos de las personas detenidas, Isma y Miguel, pasaron meses en prisión preventiva.

Año y medio después nos llegan las sentencias condenatorias con pena de cárcel de la mayoría de detenidxs. Tres de ellxs tienen sentencias condenatorias de menos de dos años por lo que se ha pedido la suspensión de la condena. Pero el resto de compañerxs, muchxs ya conocidxs: Nestor, Isma, Miguel, Candela, Nahuel y otras siete personas, tienen peticiones de cárcel de entre 6 y 8 años.

Sin olvidarnos de las sanciones administrativas con multas que ascienden a los miles de euros. Cantidades realmente imposibles para asumir por la clase trabajadora y con un claro fin: que paremos la lucha.

La represión fue tal porque se dieron cuenta de la organización de la clase trabajadora. Se dieron cuenta que el pueblo tiene claro: NO AL PAGO DE LA DEUDA. PAN, TRABAJO, TECHO Y DIGNIDAD.

Y no es la primera vez que ocurre esto. Llevamos años acostumbradxs a esta represión que intenta pararnos: tenemos a nuestro compañero Alfon en prisión, a Nahuel también, y numerosos casos de sentencias, multas y juicios por salir: Trece Rosas, Coca Cola, Titiriteros… Los últimos juicios que han tenido lugar a compañeros raperos por sus letras o a los compañeros detenidos el día de la coronación de Felipe VI en la Puerta de Sol.

La represión política y social es causa directa de la lucha de trabajadorxs por sus derechos y tiene un claro intento de frenar esta movilización consecuente. La conformación de comités de ayuda que denuncie la situación  es imprescindible para demostrar al régimen que su represión no hará retroceder la lucha de los pueblos y en  palabras de Benedetti  recordarle a ellxs y confortarnos nosotrxs  que la solidaridad es la sonrisa de los pueblos. En ellas reside nuestra unidad y fortaleza: la sonrisa y la solidaridad.

El tiempo de organizar decididamente una nueva campaña en exigencia de la Amnistía política y social, y tenemos claro como vamos a empezar: En lucha, en la calle, exigiendo por nuestras vidas y nuestra dignidad.

 

¡ 3 DE DICIEMBRE VOLVEMOS A LAS CALLES!

 

 

MOVILIZACIÓN GENERAL PRÓXIMO 3 DE DICIEMBRE EN TODO EL TERRITORIO DEL ESTADO ESPAÑOL

La lucha es el único camino

Tras más de dos años repletos de citas electorales y de ilusiones acerca de que votando a una determinada opción política se resolverían los problemas de la clase obrera y del pueblo trabajador hoy aparece con claridad que, por ahí, no hay salida.

Un “nuevo” gobierno del PP (PPSOEC’s) se prepara para perpetrar el nuevo crimen social. Lo nuevo es su gran debilidad para enfrentar la situación de mayor inestabilidad política que se ha conocido desde el final de la Dictadura.

Tras la tragicomedia de Pedro Sánchez, al PSOE le queda cada vez menos fuelle para seguir representando la farsa de disfrazarse con lenguaje izquierdista, para después, siempre, llevar a cabo las políticas sociales más duras y la represión más feroz, guerra sucia incluida.

Cuando la crisis arrecia y los mandatos de la UE y el FMI son más imperativos que nunca, no vale – como demostró Syriza – otra estrategia que prepararnos para confrontar con la Troika y a quienes pretenden negarnos los derechos.

Un gobierno en minoría parlamentaria pretende descargar sobre el pueblo trabajador nuevos recortes sociales, drásticas medidas contra las pensiones públicas, mantener y reforzar las reformas laborales, etc. Este ejecutivo busca la forma de robar al pueblo los miles de millones de euros que exige la UE para asegurar los beneficios de la gran banca y las multinacionales. Y su “inestabilidad” proviene de tratar de hacerlo sobre un pueblo que ya está viviendo situaciones límite y que no está dispuesto a tolerar más empujones hacia el abismo. Las ya precarias condiciones de vida de millones de personas no aguantan ni un recorte más.

No vamos admitir ni un recorte social más en lo público, ni que peligren las pensiones, ni que sigan degradando las relaciones laborales. Muy al contrario, queremos organizar la fuerza necesaria para recuperar lo que nos han robado y precarizado.

Frente a nuestras poderosas razones y a nuestra voluntad de lucha responden con la represión. Las abultadas peticiones fiscales, las distintas leyes, como la “Ley Mordaza” o las “antiterroristas” que les sirven para acusar y encarcelar a quienes luchan, que les sirven para suprimir derechos y libertades. A medida que las sentencias criminalizan, las cárceles se llenan y las multas arrecian, se muestra con mayor claridad la herencia de la Dictadura que impregna las instituciones surgidas de la Transición, empezando por la Monarquía. Por ello, urge levantar de nuevo el clamor colectivo por la AMNISTÍA y LIBERTAD de todos las presas y presos por luchar (Alfon, Bódalo, Nahuel, etc) que son presos políticos porque están en la cárcel por luchar por reivindicaciones obreras y por los derechos.

Es hora de tomar la iniciativa. Hay que crear en cada pueblo y en cada barrio Comités de Marchas que coordinen y fortalezcan las luchas diversas de empresas, por la vivienda y contra los desahucios, por los servicios públicos, etc. para construir nuestro propio poder.

Las Marchas de la Dignidad preparamos así, construyendo la unidad en la lucha, la movilización general que el próximo 3 de diciembre tendrá lugar en todos los territorios del Estado español. Somos conscientes de que el 3 de diciembre será sólo un primer paso y tenemos la voluntad de dar continuidad a la lucha.

 

Ni recortes sociales, ni reformas laborales. NO AL PAGO DE LA DEUDA

Contra la represión, AMNISTÍA

Ni CETA, ni TTIP

3-de-diciembre